Editorial

QUARTUS…”Confianza, unidad y paz social”, la herencia para Camargo: Arturo Zubia, segundo informe


ALCALDE ARTURO ZUBIA FERNÁNDEZ

SEGUNDO INFORME DE GOBIERNO

 

Ponderando la confianza, la unidad y la paz social como base de su participación como el alcalde que más tiempo ha estado al frente del municipio en la historia de Camargo, Arturo Zubía Fernández anuncia su penúltimo informe de Gobierno para el 9 de septiembre de manera virtual por asuntos de la pandemia.

Con la intensidad y el entusiasmo que le caracterizan, el alcalde agricultor inició la charla recordando los graves contratiempos que debió enfrentar en el 2016 cuando no le fue entregada la administración, el momento de encontrar una deuda de 25 millones de pesos, la ciudad plagada de basura consecuencia de una concesión firmada apenas meses antes, el servicio desmantelado y una maraña jurídica que requirió un año para remover a una empresa ineficiente como lo fue ORGANIKA; con dos o tres unidades en la DSPM y cero pesos para pagar las primeras nóminas.

En proceso de reestructuración, llegó el 2017 con el “GASOLINAZO”, un movimiento social que generó caos y que cobró facturas al municipio sin tener responsabilidad alguna en el escenario.

“Es por esto por lo que digo que la construcción de la UNIDAD de los camarguenses ha sido la estructura que dio la fuerza para iniciar, consolidar, repuntar y ahora, en este 2020, la oportunidad de cerrar con eficiencia. A todos los ciudadanos le hemos dado la mano sin preguntar jamás a qué partido político pertenecen. Con una alta dosis de empatía y convencimiento, vencimos inercias históricas con organizaciones sociales ubicadas en el pasado como los taxistas, petroleros, ganaderos y muchos otros más. Fue complicado derrumbar las barreras y en esta dinámica agradezco a todos los protagonistas de estos frentes que entendieron que solo juntos, unidos y de la mano, lograríamos avanzar en Camargo”, señala el edil.

A pregunta expresa, al alcalde Zubia destaca que la gran herencia luego de dos periodos de gobierno y uno anterior en el 2010-13 es sin duda la PAZ SOCIAL. “Trabajé con los presidentes Calderón, Peña y ahora López Obrador. Hemos negociado con todos los actores de todos los partidos. No es posible llegar al cargo y decirle al ciudadano eternamente que no se puede por el desastre que nos dejaron. Llegamos porque podíamos y el objetivo era demostrarlo. El equipo a mi cargo no requirió más de 4 meses para estabilizar la grave situación heredada en el 2016 y en adelante, le dimos vuelta a la hoja porque la responsabilidad ya era nuestra”.

“Generar una imagen de seguridad y transparencia siempre fue el objetivo. Comenzamos en el 2010, el peor momento histórico de violencia que registra Camargo. Hoy como en ese tiempo, camino a píe desde mi casa hasta el Ayuntamiento, solo, sin guaruras y confiado en la persona que soy. Jamás he enfrentado problema alguno; nadie en la calle me ha reclamado o insultado jamás. En mi gestión, todo Camargo es oficina para atender a la gente”, reflexiona el único edil con tres periodos y quien ha superado en cada uno el nivel de votación logrando en el 2018 cifras cercanas al 70%.

Con relación a los resultados en proyectos torales, Arturo Zubia destaca que no obstante la cancelación de cualquier apoyo de Gobierno Federal tras el inicio del actual régimen y el desastre económico generado por la pandemia, Camargo consolida y trasciende retos por demás complicados. Al bote pronto, el edil enumera el puente “Gato Negro” sobre el río Conchos por más de 12 millones de pesos; la recuperación y reestructuración del servicio de limpia que requirió millones para la compra de camiones, reparación de otros, adquisición de equipo, habilitación de personal, gestión y construcción de un relleno sanitario apegado a la norma internacional.

La remodelación del Hospital General por más de 70 millones de pesos, gestión que se inició el mismo 2016 ante el Gobierno del Estado y que hoy avanza de manera importante. El centro de estudios “Manuel Gómez Morín” que cataloga como un anhelo personal de que el municipio cuente con un espacio modelo para impulsar la educación; el proyecto está por entregarse con una inversión superior a los 12 millones de pesos. En el mismo rubro, un plan para abatir la deserción escolar entregando uniformes, útiles, zapatos y tenis a estudiantes desde el nivel básico al medio superior.

La conclusión del nuevo rastro, proyecto paralizado durante 20 años y que permitirá la cancelación de las viejas instalaciones con 100 años de historia las cuales se convertirán en una ciudad vial. La terminación del libramiento “Norte-Sur” con una inversión de casi 30 millones de pesos. Sobre unidades deportivas, el compromiso fue construir 10; al concluir la gestión serán 17 en total, lo mismo en la ciudad que en comunidades rurales.

Para esta misma fecha del próximo año, Camargo habrá trascendido elecciones y tendrá ya autoridades listas para iniciar. ¿Está listo el alcalde Zubia para cerrar? “La convocatoria hoy sigue siendo la misma: mantenernos unidos, sintonizados y de la mano. La política la tendrán que hacer los partidos, el gobierno no, aunque a veces sea tentador meter la mano. Nunca lo he hecho ni lo haré. Sigo firme en el objetivo de terminar lo mejor posible y poder salir, como lo hago hoy, de frente y confiado a las calles de Camargo y la región, seguro de que hemos cumplido y lo poco que ha quedado pendiente no ha sido por falta de voluntad”.

El 2021 lo tendremos que acometer sin temor alguno. De manera inteligente, enfocada, llamando a no cometer errores del pasado como única manera de tejer un futuro exitoso. Llegaremos al informe del 9 de septiembre próximo preguntando a la sociedad qué necesita, como hemos hecho siempre. Lamento que por la pandemia no podré invitar a la comunidad de manera presencial, pero estaré cercano a través de mis amigos, los medios de comunicación.

“Solo pido que continuemos en unidad, juntos, de la mano, privilegiando la utilidad que nos da la paz social; y a Dios, la serenidad y entendimiento para nunca fallarle a mi gente de Camargo a la que estoy entregado al 100% desde el primer momento que me dieron su confianza”, concluyó el alcalde Arturo Zubia Fernández.