martes, julio 16



.

QUARTUS…¿Cuántos tipos de MORENA existen en Camargo?

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

¿EN CUÁL MORENA ESTÁS?.- Una activa y conocida interventora social, ex panista, me comentó que había participado días atrás en una reunión del comité municipal del Movimiento de Regeneración Nacional. La pregunta fue: ¿en cuál MORENA estuviste?. La respuesta contundente: “en el de Jorge Amparán, único presidente legítimo en Camargo. En los otros grupos, pura gente que anda buscando candidaturas y hueso”. Así de simple el escenario en el partido de papá. Al momento son tres MORENAS en Camargo: el de raza pura que encabeza Miguel Ángel Niño, el de los profesores a cargo de Rolando Padilla de la Sierra y el del ex priista Jorge Amparán González, además de algunos sub grupos, soñadores y aspirantes a maquiavelos.

 

CÓMO ESTÁ CADA UNO.-Todos son grupos pequeños, de entre 10 y 20 asistentes a sus juntas, en alguno de ellos hasta menos. El de Miguel Ángel Niño tiene sustento en la colonia popular que lleva su nombre. Mucha militancia cuando se trata de asuntos relacionados con el asentamiento irregular y unos cuantos al momento de cambiar la sintonía a la conformación de un partido político. La tónica es la natural de su líder: rechazo total para quienes no sean identificados como morenistas de origen, campaña permanente contra el líder estatal Martín Chaparro y cero aceptación a cualquier idea que no sea suya. El rechazo es aquí la palabra clave. Para acabar pronto en el MORENA de Niño se rechaza hasta al mismo AMLO. Cierto también que Niño es el único con nombramiento como presidente del comité local aunque rechazado por el dirigente estatal.


 

LOS DEMÁS.-Se reúnen también los denominados comités de base. El del ingeniero Jorge Amparán González, maestro del CONALEP en Delicias y ex priísta, tuvo relación directa con la primera candidatura a la presidencia municipal. El grupo se dice relacionado directamente con Martín Chaparro y con el objetivo de aglutinar a todos los grupos. El MORENA de los profes es quizá el más sólido y real ya que en sus filas están los “siervos de la nación” y su dirigente, el profesor Rolando Padilla de la Sierra fue protagonista del movimiento GASOLINAZO hace un par de años. Bastante juventud en este grupo y pareciera, una intención real de generar unidad. Esta falange respalda y hasta sufre la actuación de Andrés Manuel López Obrador en la presidencia de México. Son ellos la parte política relacionada directamente con el ejercicio del poder. Ninguno de los otros dos grupos tiene esto.

 

LOS SUB GRUPOS.-Además de los tres anteriores están sub grupos como MORENA en redes o defensores virtuales de AMLO, incipientes activistas en pro de próximos candidatos al Gobierno del Estado y hasta de personajes locales que se sueñan alcaldes avalados por el partido de papá. En resumen, MORENA en Camargo sigue siendo un reverendo chile con queso. La expectativa de unidad está alejada. Los egos en el escenario son inmensos. La única posibilidad de que MORENA local pudiera avanzar hacia convertirse en un partido político más o menos respetable, es que surgiera un líder carismático y sólido. En este ejercicio inicial en busca de convertirse en opción, todo está lejano. La primera regidora emanada de MORENA Karina Camacho la cual renunció casi de inmediato a las siglas para sumarse al PT, es un claro ejemplo de lo complicado que resulta unir las tribus.

 


Compartir: