Editorial

QUARTUS…Sr. Presidente AMLO, la gente de Chihuahua nunca, jamás se va a rendir.


SI ESTAN, POLITIZAN, SI NO, ABANDONAN. –Chihuahua viene apareciendo en la mañanera del presidente AMLO, lamentablemente siempre desde la misma óptica. Para el primer mandatario mexicano todos son iguales: “caciques, en su mayoría políticos, que se han apropiado del control del agua de manera ilegal y corrupta para regar grandes extensiones de tierras”. Sin duda existe algo de eso, no obstante, resulta temerario y altamente desmotivante, sobre todo cuando se trata del representante de todos, ser medidos con la misma vara. Básico para que el conflicto avance hacia la solución, que alguien le diga al presidente López Obrador que todo lo que expresa en su conferencia de las mañanas sobre el tema Chihuahua y el conflicto por el agua, ya lo sabemos. Lo que nadie sabe es cómo y cuándo piensa solucionarlo.

 

LA POLARIZACIÓN, EL GRAN OBJETIVO. –Cada día queda más claro que la polarización social es el gran objetivo. Los políticos están en una encrucijada. Si hace presencia y encabezan el movimiento, las expresiones, como la de AMLO, es que están politizando y en búsqueda de sacar raja. Si se mantienen fuera de reflectores todos preguntan “y dónde están los que se dicen mártires del movimiento”. Se requiere ser objetivos. Los movimientos espontáneos son raros, difíciles y poco probables. Todo desplazamiento social requiere en casi el 100% de las veces, una dirección, logística y orden. Los alcaldes, diputados, senadores, gobernadores y presidentes de la república, son elegidos para que asuman el rol de representar los intereses de la población. El problema es que, en los últimos muchos años, la clase política ha abandonado por completo estas causas provocando que ahora esté al frente alguien que se centra justamente en esto, es decir, alguien que ocupó ese lugar que dejaron vacante por estar distraídos en la depredación y pillaje.

 

COMPLICADO, PERO LA DEPURACIÓN URGE. –Urge que el presidente López Obrador distinga con más claridad el problema del agua en Chihuahua. Colocar en el escenario estatal asesores de amplio criterio y que entiendan con exactitud la problemática. Para nadie es un secreto que el norte del país no se ubica en el corazón del presidente que, si bien lo ha recorrido minuciosamente, no alcanza a advertir que somos el reverso de la medalla de su Tabasco de origen en cuanto a lluvias. Aquí, cada gota cuenta y se defiende. No somos ni más ni menos que los Tabasqueños, simplemente enfrentamos problemáticas diferentes. No obstante estar fuera del círculo de las querencias, los hombres y mujeres del norte no pedimos mucho. Solo un trato igual y, sobre todo, respeto. ¡¡Presidente, el que sea perro que lo ahorquen!!…porque Usted nos está pasando a cuchillo a todos por parejo en Chihuahua.

 

PARA QUE LO TENGA EN CUENTA. –Sin mayor aspiración que continuar siendo un periodista Chihuahuense radicado en Camargo, con un deseo fijo de morir ejerciendo la noble profesión por otros 25 años, le describiré en pocas palabras lo que va a ocurrir de continuar la estrategia que hasta ahora hemos visto. “NUNCA, JAMÁS, EN NINGÚN MOMENTO, LA GENTE DE CHIHUAHUA BAJARÁ LA GUARDIA”. Si su aspiración, Señor Presidente es allegar simpatizantes a su movimiento, se requiere que comience a evaluar hasta dónde ha llegado y en adelante, qué piensa hacer. El movimiento por la defensa del agua está en un momento de inflexión que en adelante comenzará a dañar la imagen del proyecto de nación que Usted encabeza. La gente del norte, centro y sur del país somos iguales; mexicanos todos. El meollo del asunto es la forma en la que se trata con cada una de las regiones. Olvide rencores y mejor haga el esfuerzo de entender y atender a Chihuahua. Le aseguro que será mejor así.

 

PD.-Comience la negociación pactando la entrega de la presa…cómo hacerlo. Usted retira al ejército y la gente se retira a sus sembradíos. En adelante que todo se dirima en una mesa. Déjenos a nosotros el cuidar que no metan la mano los mañosos al tiempo que usted mete a régimen a los que dice, se están robando el agua y abusando del poder.